Archivo del sitio

Tlapa marcha el 22 de octubre

La cruzada contra los pueblos que luchan por la justicia y la seguridad Centro de Derechos Humanos de La Montaña

Ahora resulta que el Ejército mexicano formará parte de la Cruzada Nacional contra el Hambre, el principal programa del presidente Enrique Peña Nieto, comandado por Rosario Robles, ex presidenta nacional del PRD. El pasado martes 13 de agosto, en la comunidad de la Soledad, municipio de Tlapa, al poner en marcha el programa nacional de comedores comunitarios y brigadas médicas, la secretaria de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) anunció pomposamente que el Ejército se encargará de instalar 500 comedores comunitarios en las regiones de La Montaña y Costa Chica de Guerrero. Hace varias semanas habitantes de Cochoapa El Grande informaron de la llegada del Ejército, que acompañó a personas desconocidas para que hicieran trabajos exploratorios en varias partes de su territorio. Durante su estancia ofrecieron servicios de peluquería y diversos apoyos para las comunidades. Recientemente han entrado a los municipios de Ayutla, Tecoanapa, San Luis Acatlán y Tlapa para encargarse de la instalación de los comedores comunitarios y realizar su típica labor social.
Amparados en su Plan DN-III-E que es un plan de auxilio a la población civil en casos de desastre, el Ejército incursiona en los territorios indígenas no sólo con el pretexto de combatir la siembra de estupefacientes, sino para instalar cocinas comunitarias. Para las autoridades federales que se han mostrado sumamente duras al aplicar la ley a los grupos de la Policía comunitaria de las casas de Justicia de San Luis Acatlán y Ayutla y a los policías del Sistema de Seguridad Ciudadana pertenecientes a la Unión de Pueblos y Organizaciones de Guerrero (UPOEG), sin ningún rubor utilizan al Ejército para que realice funciones que no son de su competencia, y que responde más bien a una estrategia militar de contrainsurgencia y contención social.
En momentos de crisis, cuando la estabilidad política del régimen está en riesgo y ante el malestar ciudadano que se empieza a generalizar a causa de la violencia y la inseguridad, las autoridades civiles, en lugar de atender las demandas sociales e impulsar cambios de fondo en las políticas públicas y al interior de las mismas instituciones, lo que hacen de manera recurrente es enconcharse y defenderse, usando el aparato represivo del estado para atemorizar a la población e impedir que se organice y logre los cambios que se Lee el resto de esta entrada

Funcionarios del gobierno del estado presentaron ayer a integrantes del Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan una propuesta de “seguridad y reacción inmediata” ante algún evento de reisgo o amenaza para el abogado Vidulfo Rosales Sierra.

Según un boletín de prensa difundido por la Dirección de Comunicación Social del gobierno del estado, ayer en una reunión con integrantes de organismos de derechos humanos “avanzaron en la aplicación de medidas de protección para garantizar la seguridad del defensor Vidulfo Rosales Sierra y de los integrantes del Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan”.

Cita que “en el encuentro, en el que participó el presidente de la Comisión de Defensa de los Derechos Humanos del Estado de Guerrero, Juan Alarcón Hernández, el gobierno del Estado presentó una propuesta de seguridad y de reacción inmediata ante algún evento de riesgo o amenaza para el defensor Rosales Sierra”.

Destaca que “acordaron la revisión del protocolo de Investigación de Delitos Cometidos contra Defensores y Defensoras de Derechos Humanos, que será presentado para su consulta a la Oficina de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en México y a Amnistía Internacional”.

Se agrega en el comunicado sin precisar los nombres que los defensores de derechos humanos reconocieron la disposición del gobierno de Aguirre “para avanzar pronto en las medidas de protección del defensor Vidulfo Rosales, como parte de los compromisos asumidos por el gobernador Ángel Aguirre Rivero”.

Detalla que a la reunión acudieron la encargada de despacho de la Procuraduría General de Justicia del Estado, Marta Elba Garzón Bernal; así como representantes del gobierno federal, de Tlachinollan y de la Red Guerrerense de Organismos Civiles de Derechos Humanos.

Sí se les está dando garantías a los defensores en Guerrero para que hagan su trabajo: vocero

El vocero del gobierno del estado, Arturo Martínez Núñez lamentó las amenazas que recibió el abogado del Centro de Derechos Humanos Tlachinillan, Vidulfo Rosales Sierra, y dijo que tanto a él como a otros luchadores sociales se les están dando garantías para que continúen con su trabajo en Guerrero.

De manera breve, en la conferencia para informar los resultados de la operación Guerrero Seguro, Martínez Núñez recordó ya se reunieron con los representantes no sólo de Tlachinollan, sino de otras organizaciones para ofrecerles medidas técnicas para cada una de ellas y tener protección.

Martínez Núñez recordó que la investigación del caso ya lo tiene la Procuraduría, donde se nombró un Ministerio Público vinculado con la Comisión Nacional de Derechos Humanos sugerida por los propios luchadores sociales.

Agregó que están en espera de la decisión que tomaron los luchadores sociales con los que se reunieron la semana pasada para que continúen seguir trabajando en Guerrero como es darles equipos de geolocalización, video vigilancia y custodios, debido a que consideró que el gobierno del estado es muy importante darles garantías. (Mariana Labastida).

 

 

 

Aportan valiosos conocimientos para la historia tlapaneca los Códices Azoyú 1 y 2 y el Lienzo de Tlapa

Códice

La mayoría de los habitantes se enorgullecen del Códice Azoyú que se encuentra en el museo comunitario de esta ciudad, mismo que contiene la fundación y la historia del municipio, cuyo significado en náhuatl es “agua sucia”. Sin embargo en una entrevista que se le hizo al director de la Casa de la Cultura, Eduardo Antonio Zurita y al director del museo, Irineo Germán Roque, dijeron que el códice que se encuentra en el museo no es el verdadero sino una copia.

En entrevista con el director de la Casa de la Cultura de Azoyú, Antonio Zurita, afirmó que el códice que se encuentra en el museo es solo una copia y no el original como se piensa en la región, puesto que el verdadero códice está en el extranjero, y que aseguran puede estar en China. Mientras que el encargado del museo, confirmó que sí se encuentra en el extranjero pero no en China sino en Francia, “así lo dijeron los del INAH (Instituto Nacional de Antropología e Historia) cuando vinieron”, aseguró el maestro Irineo Germán, quien es hijo del fundador del museo en 1991.

Germán Roque afirmó que de acuerdo con los archivos que obran en el museo, en el año de 1953 llegó una persona que se dijo ingeniero y con engaños se llevó el códice, “les dijo que sólo le iba a sacar copias y luego se los regresaría sin embargo nunca se los regresaron”, aseguró. Dijo que en ese tiempo el códice estaba en manos de los principales del pueblo y que uno de ellos acompañó al “ingeniero” pero que ya en la ciudad de México éste le dijo que el códice le pertenecía a la nación y que estaría en el museo del INAH; por ello no lo regresarían a Azoyú, por lo que el principal regresó con la noticia y luego fue una comisión para tratar con el “ingeniero”, sin embargo el códice nunca apareció en el INAH, “sólo los engañaron, ahora dicen que se encuentra en Francia”, afirmó el encargado del museo sobre ese tema.

Sin embargo en un artículo del doctor en estudios mesoamericanos por la UNAM e investigador en el CIESAS-D.F., Manuel A. Hermann Lejarazu, aparecido en la revista Arqueología Mexicana afirma que la historia reciente de éstos valiosos documentos comienza a mediados de 1940, cuando al llevarse a cabo labores de deslinde de los límites ejidales de la comunidad de Azuyú, el encargado del levantamiento de los terrenos por parte del entonces Departamento de Asuntos Agararios, el ingeniero Francisco Rodríguez Reyes, recibió de manos de las autoridades de Azoyú cuatro páginas de un manuscrito pictórico que consideraban parte de los títulos que amparaban la posesión de sus tierras.

Al regresar el funcionario a la Ciudad de México se entrevistó con el historiador Salvador Toscano y éste lo convenció para que gestionara la venta de los documentos al Museo Nacional de Arqueología, Historia y Etnografía, dirigido en eses entonces por Alfonso Caso, quien adquirió para la institución “por la cantidad de 350 pesos las cuatro páginas en agosto de 1940”, dice en su artículo Manuel A. Hermann Lejarazu.

Informado de que existían otros códices en la región, posteriormente se trasladó en 1942 el licenciado Alfonso Ortega Martínez, quien era abogado consultor del INAH, y se entrevistó con Irineo Germán Roque, “quien, además de haber sido presidente del comisariado ejidal, era descendiente directo de los antiguos señores y caciques de Azoyú y heredero de los códices que mantenía en resguardo a nombre de la comunidad”, dice el investigador del CIESAS.

El enviado del INAH convenció a Irineo Germán de que le prestara los códices para revisarlos en la ciudad de México y le aseguró que después se los devolvería sin embargo no fue así, de tal forma que desde diciembre de ese año los códices que hoy se denominan Azoyú 1 y 2, y la “manta pintada” o Lienzo de Tlapa se encuentran en el acervo del Museo Nacional de Antropología e Historia y no en el extranjero.

Los códices de Azoyú 1 y 2 narran una serie de conquistas realizadas por los gobernantes de Tlapa-Tlachinollan entre los años 1300 a 1521 d.C.. En dichos documentos se describe la secuencia cronológica en las que unas 20 unidades políticas (altepeme) fueron subordinadas a la soberanía del linaje gobernante de Tlapa-Tlachinollan. (Gerardo Gutiérrez Mendoza, Catálogo de sitios arqueológicos de las regiones Mixteca-Tlapaneca-Nahua y Costa Chica de Guerrero

Celebran del 7 al 9 de mayo a San Miguel Arcángel, santo patrono de Azoyú

Por otro lado director de la Casa de la Cultura de Azoyú, Eduardo Antonio Zurita, explicó que está todo listo para festejar al santo patrono del lugar, San Miguel Arcángel, y que una de las innovaciones de la versión 2012, será la coronación de la reina de la feria, Jesica Herrera Bautista, por parte del presidente municipal, Omar Justo Vargas.

Añadió que ahora se tiene a una reina de la expo feria, entonces nosotros iniciamos desde el día 7 de mayo, la inauguración haremos el recorrido del pendón; con las danzas autóctonas del municipio en que se hace un desfile por las principales calles hasta llegar a la plaza cívica donde se hace oficial la inauguración de la feria se corona la reina de la feria y ahí ejecutan su participación las danzas”, destacó.

Por su parte el secretario general del ayuntamiento, Alfredo Montes de la Paz, aprovechó para invitar al público a la celebración del pueblo que tendrá verificativo los días 7, 8 y 9 de mayo, en que se venerará al santo patrono, además se realizará un jaripeo en el lienzo charro. En la jornada de tardes culturales participarán alumnos de las distintas escuelas del municipio, con danzas como La conquista los diablos, Los apaches, Los vaqueros, El macho mula, La tortuga y Las viejas de Huehuetán. El funcionario dijo que de igual forma el alcalde entregará reconocimientos por su participación a los alumnos de las distintas escuelas. (Con información de Misael Damián / Azoyú).

El Sur

 

7 mil jornaleros emigraron de Guerrero en busca de empleo

Mano de obra infantil en los campos agrícolas

Entre septiembre del 2011 y enero del 2012, al menos 7 mil jornaleros agrícolas emigraron de Guerrero a otros estados del país en busca de un empleo, de los cuales, 3 mil 298 son menores de 15 años de edad y 497 infantes menores de un año, reveló el Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan.

Con motivo de la celebración del lunes por el Día del Niño, el organismo civil de derechos humanos manifestó su preocupación por el incremento anual del uso de la “mano de obra infantil en los campos agrícolas”.

En base a un comunicado, Tlachinollan, estableció que los menores de edad acompañan a sus padres a los estados del centro y norte del país en busca de un empleo que no consiguen en sus lugares de origen por la pobreza generalizada que padecen.

“Muchos de ellos se desempeñan también como jornaleras y jornaleros agrícolas en estados como Sinaloa, Sonora, Chihuahua, Baja California Norte y Sur, Zacatecas, Jalisco, Nayarit, Michoacán, Hidalgo, San Luis Potosí, Morelos, Estado de México, y en Ciudad Altamirano y Atoyac en el estado de Guerrero”, establece Tlachinollan.

El organismo afirmó que cientos de niños y niñas indígenas Me’ phaa, Na’ savi y Nauas de Guerrero “son contratados ilegalmente por empresarios agrícolas, exponiéndoles a trabajos en condiciones peligrosas e indignas, negándoles el acceso a derechos básicos”.

Denunció que la “explotación infantil” sigue vigente debido a “la contratación ilegal de menores de catorce años que trabajan como jornaleras y jornaleros agrícolas, realizando labores que los someten a condiciones inhumanas, degradantes y riesgosas que les generan jornadas de trabajo mayores de seis horas o situaciones en donde incluso han perdido la vida”.

Pese a que el estado mexicano aprobó y ratificó el 19 de junio de 1990 la “Convención sobre los Derechos del Niño” y el 14 de diciembre de 1999 la “Convención Internacional sobre la Protección de los Derechos de Todos los Trabajadores Migratorios y sus Familiares”.

Exigió a la Secretaria del Trabajo y Previsión Social (STPS) aplicar inspecciones y garantizar que se cumpla la Ley Federal del Trabajo y para evitar que las empresas trasnacionales no contraten menores de edad.

Pero que esas empresas garanticen “condiciones y salarios dignos para sus padres, quienes muchas veces permiten la contratación de sus hijos ante salarios precarios; así como la vigencia de sus derechos a la educación, salud, vivienda y alimentación en los campos agrícolas”.

Hicieron un llamado a los tres niveles de gobierno para que brinden atención integral a los jornaleros indígenas, particularmente, “atendiendo las causas estructurales que originan la migración masiva de la población indígena y campesina de nuestro país y que se garantice el cumplimiento cabal de sus derechos laborales, incluyendo la prohibición de la explotación infantil laboral”. (www.agenciairza.com)