Archivo del sitio

“Rosario de quejas” en Metlatónoc por retraso en entrega de apoyos tras sismos

Habitantes de la comunidad de Chilixtlahuaca, municipio de Metlatónoc, Guerrero, durante la reunión de información con los representantes de la policía comunitaria en la comisaría municipal, donde denunciaron que no han recibido ningún apoyo de los tres niveles de gobiernoFoto Sergio Ocampo Arista

Metlatónoc, Gro., 29 de abril. Con un kilo de masa, una despensa, una cobija y una colchoneta no reconstruyo mi casa: eso es lo único que los tres niveles de gobierno han traído desde el pasado 10 de abril, y no todas las familias alcanzaron. Con una cobija no se puede tapar a toda mi familia, somos seis en total y estamos durmiendo en el patio de la casa, porque hoy en la madrugada volvió a temblar, dijo en español entrecortado la indígena ñu savi (mixteca) Cresenciana Rosario Onofre, a casi mes y medio del movimiento telúrico del 20 de marzo.

Cresenciana, al igual que otras 200 familias de la comunidad de Chilixtlahuaca, municipio de Metlatónoc, el segundo municipio más pobre del país, hacen reclamos por el retraso en la entrega de apoyos. El problema es que es- tamos a 15 días de que se inicien las lluvias. Apenas hace unos días cayó una tormenta y el agua se metió a mi casa, que está raja- da (partida). Yo soy viudo, y me tuve que refugiar con mis cuatro hijos en una esquina de la vivienda, dijo José Mendoza Vás- quez, coordinador de la Casa de Justicia de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunita- rias (CRAC-Policía Comunitaria), con sede en Zitlaltepec.

Mendoza Vásquez escuchó primero en la comisaría municipal, y después durante un recorrido por Chilixtlahuaca, pueblo que se ubica a unos 50 kilómetros de Huajintepec, municipio de Ometepec –donde estuvo el epicentro del sismo del 20 de marzo–, las quejas de ciudadanos que le exigieron ayuda para reconstruir sus viviendas.

En Chilixtlahuaca, el comisario suplente, Ramón Cornelio Cayetano, convocó por altavoz esta mañana a los ciudadanos a una reunión de información, que se convirtió en un nuevo rosario de quejas de los afectados, pobres la mayoría, a quienes nuevamente les dijo que la ayuda de los tres niveles de gobierno no ha llegado. Los de Protección Civil (estatal) nos dicen que no habrá apoyo, porque nuestras casas no se cayeron, aseguró.

Concepción Mendoza Estrada, Daniel Olea Evaristo, Adolfo Espinosa, Avelina de Jesús Comonfort y Josefa González son algunos de los nombres que engrosan la lista de decenas de familias que prácticamente perdieron sus viviendas, y esperan la ayuda de cualquier nivel de gobierno. Así como el gobernador Ángel Aguirre Rivero ayudó a sus paisanos de la Costa Chica, también que nos ayude a los de la Montaña, dijo Avelina de Jesús.

 

Una colchoneta para 6 personas

El coordinador de la Casa de Justicia de Zitlaltepec, José Mendoza, insistió en que no se ha visto nada, Protección Civil pasó a dejar algunas colchonetas individuales, la gente está inconforme porque llevan colchonetas individuales para una casa con más de seis personas; eso de nada sirve, los reportes que tenemos de casas dañadas en la región es de 250, hay unas dañadas totalmente y otras cuarteadas. Las comunidades más afectadas son Zitlaltepec, San Marcos, Chilixtlahuaca, Llano de las Flores 1, Ñu Saavi Kani, La Parota, Llano de las Flores 2.

Afirmó que la mayoría de las familias pasa las noches afuera de sus casas y luchan para arreglarlas, algunos intentan reconstruirlas, pero la ayuda no llega. Protección Civil dice que no se pueden comprometer a más.

Valentín Hernández, asesor jurídico de la Policía Comunitaria, entrevistado en la Casa de Justicia de San Luis Acatlán, en la Costa Chica, ratificó que al menos mil 200 casas resultaron dañadas en 12 municipios del territorio comunitario, si bien aún no tenemos el número exacto.

Manifestó que aún llegan comisarios municipales a las oficinas de la CRAC para informar de los daños por el sismo. Sólo por mencionar algunos casos, el comisario del poblado de Potrerillo, municipio de Malinaltepec, nos informó que cinco casas resultaron con pérdida total, y está pidiendo ayuda por 75 mil pesos para reconstruirlas.

Añadió que aparentemente, en los tres niveles de gobierno no entienden que en esta zona, de las más pobres del país, la situación es crítica, pues lo único que poseen los indígenas son sus casas. Dedicaron casi toda su vida a construirlas, con mucho esfuerzo y sacrificios.

Recordó que la CRAC propuso el 29 de marzo pasado al gobernador Aguirre Rivero una audiencia para el 23 y el 27 de abril pasados, pero no ha habido respuesta. Deben de saber que en territorio comunitario se atiende a la gente sin distingo del partido en que milite, señaló.

Ahora se presenta un nuevo problema, sobre todo en la zona mixteca de Zitlaltepec, donde muchos niños y ancianos se están enfermando de las vías respiratorias. Vamos a esperar a ver cuándo se le da la gana al gobierno de mandar ayuda a las comunidades indígenas, afirmó.

Fuente: La Jornada