Archivo del sitio

“Monitorea” Willy a Lucía Leyva y dice que el hermano de Villanueva le lanzó amenazas

Willy Reyes Ramos, alcalde priista de Tlapa y acusado de ser el autor intelectual del asesinato del diputado federal que supliera a Sofío Ramírez, Moisés Villanueva de la Luz, declaró en conferencia de prensa que tiene información de que un hermano del diputado ha dicho en fiestas que si la Procuraduría no hace justicia él la hará.

Reyes Ramos dijo tener información fidedigna de que un hermano del extinto priista externó en una fiesta en Xonacatlán que si la Procuraduría no hace justicia, ellos lo harán físicamente, ante lo cual dijo que reforzará su seguridad personal y aseguró que lo hace responsable de su integridad.

Para el presidente municipal, en caso de ser exonerado en el Congreso del cargo que le imputan, se ganará más enemigos políticos al subir su popularidad como la espuma al saberse que no se le comprobaron hechos delictivos, según afirmó.

Agregó que sabe que no encontrarán móvil, por lo que saldrá absuelto, pero también señaló al ex procurador Alberto López Rosas de instar a que la familia del ex diputado indirectamente sienta rencor contra él.

Luego de asegurar que la situación en la que está inmerso es una factura que tiene vínculos con su relación con el actual gobernador y ex priista Ángel Aguirre Rivero.

El alcalde aseguró haber monitoreado ayer la conferencia de prensa que dio en Chilpancingo la viuda del diputado, Lucía Leyva Rojas, y reiteró que pronto estará listo su juico de procedencia, apremiando de paso a los diputados locales.

Alegó tener todas las pruebas de que él no se vio nunca con los asesinos materiales ni ordenó matar al diputado federal.

Dio además una hipótesis, de que quizá se trató de un robo vulgar y que las declaraciones de los homicidas no concuerdan entre sí. Por otra parte, afirmó que los mismos ministerios públicos que se echaban la bolita por firmar los documentos del proceso penal de los asesinos, fueron los mismos que ordenaron la orden de aprehensión contra el normalista de Ayotzinapa para intentar sembrarle de mala fe la portación de un arma tipo cuerno de chivo.

En cierto momento de la conferencia, , luego de una pregunta de un reportero, el secretario general del ayuntamiento indicó que en días anteriores, al acudir a la ciudad de Chilpancingo, el alcalde sufrió un problema en la columna al parecer debido a una falla en el sistema nervioso, por lo que iba a ser internado, pero al tener una reunión con el gobernador Angel Aguirre sólo fue inyectado y llevado a su automóvil en silla de ruedas, suspendiendo un viaje a la ciudad de México.

El Sur

 

Se careó Willy Reyes con su jefe de la policía y dice que éste afirmó que confesó “bajo tortura”

"...nunca le ordené nada".

Jesús Saavedra/Chilpancingo

El alcalde de Tlapa, Willy Reyes Ramos, se careó la semana pasada con el ex director de Seguridad Pública municipal, Francisco Flores Lorenzo, y dijo que éste se retractó de su primera declaración ministerial porque fue arrancada “bajo tortura” y en donde acusaba al edil priista de ser el autor intelectual del asesinato del diputado federal Moisés Villanueva de la Luz.

Este jueves, Reyes Ramos informó que el careo con el que fuera su director de Seguridad Pública se realizó en privado el miércoles de la semana pasada.

“Nos careamos el miércoles de la semana pasada, él ratificó que fue torturado, golpeado para arrancarle una confesión escrita que nunca le fue leída, que nunca existió ninguna orden, nunca le ordené nada, declaró todo lo contrario”, dijo el alcalde de Tlapa.

Willy Reyes consideró que con esa diligencia “se reafirma que todo fue montado en la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), con el único fin de afectarme y de manchar mi imagen pública por mis aspiraciones políticas”.

Reyes dio a conocer que en la diligencia estuvo acompañado de su abogado Xavier Olea, y que estuvo presente una juez, el Ministerio Público de la PGJE; “el Congreso lo hizo por exhorto y el careo lo realizó un juez, e insisto que en esa diligencia se establece claramente el testimonio de Francisco que a él lo golpearon, lo obligaron a que firmara una declaración que no hizo, que no leyó, está un juicio en marcha en el Congreso del Estado y esperamos a ver qué pasa”, señaló.

Dijo que ahora vendrá “un período de alegatos de las partes, del Congreso, mías y conclusiones, en donde se tendrá que reafirmar que no tuve nada que ver en esto y calculo que en dos meses se concluya finalmente esta lamentable situación por la que estoy pasando”.

El 23 de noviembre la PGJE presentó al secretario de Seguridad Pública del municipio de Tlapa, Francisco Flores Lorenzo, quien habría aceptado en su declaración ministerial que el alcalde de ese lugar, Willy Reyes Ramos, ordenó el asesinato del diputado federal Moisés Villanueva de la Luz porque le “estorbaba políticamente”.

Ese día Flores Lorenzo fue presentado en el auditorio de la Policía Investigadora Ministerial (PIM) por el entonces procurador Alberto López Rosas y el subprocurador César de los Santos.

Se informó que Flores Lorenzo fue agente activo de la PIM hasta principios del 2003, cuando abandonó su plaza, y que fue parte del equipo de seguridad de René Juárez durante su período como gobernador.

Desde noviembre está preso en el penal de esta capital, donde se desahoga el juicio penal en su contra por el homicidio de Moisés Villanueva.

En marzo pasado interpuso una demanda penal en la PGR y la PGJE en contra de López Rosas y César de los Santos, a quienes acusa de tortura y fabricación de delitos.

El sur

 

Insistirán diputados de Guerrero en desafuero de edil de Tlapa

Legisladores de Guerrero anunciaron que reanudarán la petición de desafuero del alcalde de Tlapa, Willy Reyes, por ser señalado como el presunto asesino intelectual del diputado federal del PRI, Moisés Villanueva.

Francisco Torres Miranda, miembro de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública del Congreso del estado, comentó que la solicitud que hiciera la Procuraduría de Justicia del estado (PJEG) debe continuar, ya que se trata de un trámite de la dependencia.

Insistió que el caso de retraso fue por el cambio del ex procurador, aunado a los diferentes tramites en los que ha estado enfocada la instancia estatal, sin embargo, dijo que no se puede detener más y continuará el Congreso con el procedimiento.

“La ley es muy clara y aunque el alcalde de Tlapa es del PRI, no se puede mezclar lo político con lo jurídico y si hay señalamientos, los diputados tienen que dar cumplimiento a su responsabilidad”, aclaró el legislador local.

En el 2011, la PJEG detuvo a Juan Miguel Martínez Plácido, alias “el Pequeño” quien en sus declaraciones dijo que el presidente municipal de Tlapa, Willy Reyes, pagó 300 mil pesos para asesinar al diputado Villanueva.

Luego de las declaraciones del detenido, el alcalde de Tlapa, Willy Reyes, quedó como presunto autor intelectual del diputado federal número 500 y de su chofer, mismos que fueron privados de la vida el 4 de septiembre del año pasado y posteriormente encontrados sus cuerpos.

Demandará Willy Reyes al gobierno estatal y a la PGJE; “me amolaron políticamente”, dice

El alcalde Willy Reyes Ramos, adelantó que demandará al gobierno del estado y a la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), por el proceso que se le sigue para desaforarlo acusado de ser el autor intelectual de los asesinatos del diputado federal Moisés Villanueva y su asistente Érick Estrada ocurrido el 4 de diciembre del año pasasdo.

“Tiene que haber un resarcimiento de todo esto que me hicieron, me amolaron políticamente, públicamente y eso no puede quedar en una disculpa”, dijo.

Al inicio de una comida que ofreció a reporteros y voceadores de medios locales, el edil avisó que estará ausente varios días a partir del jueves, porque irá a la ciudad de México a realizarse una serie de estudios clínicos, porque “me detectaron una enfermedad un poco severa y grave, voy a someterme a estudios muy fuertes, lo que implicará que quizá no me vean como ahorita con tanta cabellera y tan fuerte”, declaró, absteniéndose de ampliar la información al respecto.

Reyes dijo en una improvisada entrevista acompañado de un tío y ayudantes, que ya traía dolores de cabeza intensos, que se agudizaron junto con malestares gástricos. “Ahí se ve el daño físico y moral, porque hasta octubre yo traía una carga normal de trabajo, pero después se volvió también psicológica, hay noches en las que no concilias el sueño, pero esperaré a los resultados, no quiero que se malinterprete”, apuntó.

El alcalde precisó, luego de toser un poco, que al interponer una demanda, pretende una compensación monetaria por las facturas de sus abogados y las emitidas a los medios de comunicación, a fin de dejar el antecedente, para que esto no vuelva a pasar.

Un reportero le preguntó si teme a los señalamientos de que el nuevo procurador es un fabricante de delitos, y respondió que confía en que éste actúe correctamente, porque esto le salvaría el prestigio que dejó manchado el señor que se fue de la Procuraduría.

Antes, el alcalde comparó su caso con el de la represión policiaca del 12 de diciembre contra los normalistas de Ayotzinapa, pues aseguró que así como el ex procurador Alberto López Rosas intentó “fabricar” que “un chico supuestamente llevaba un cuerno de chivo y después resulta que no era verdad”, del mismo modo sus agentes ministeriales fabricaron “que el director de Seguridad de Tlapa había estado involucrado” en el asesinato de Villanueva.

Reyes Ramos celebró que López Rosas ya no está al frente de la PGJE, porque ya no lo va a meter a la cárcel y podrá ver el inicio de varias obras, entre ellas el libramiento de Tlapa del cual precisó que “el Ayuntamiento ha cumplido con todos los requerimientos, sólo se espera el recurso federal, la pelota está en el gobierno del estado”.

De la situación del ex procurador frente al caso del desalojo de normalistas de Ayotzinapa, el edil lo llamó justicia divina, “con la vara que midas serás medido, exactamente lo mismo, los mismos términos, decían que porqué tenía que ir a los medios cuando ellos lo están manejando así, que no lo quisieron recibir en la PGR así como a mí en la Procuraduría, que temía ser arraigado, yo temía al tener judiciales fuera de mi casa; decía también que había imparcialidad porque incomunicaron a los ministeriales, igual que a mi director de Seguridad”, comparó.

A partir de otra pregunta, acerca de la posible candidatura del alcalde para la diputación por otro partido distinto al PRI, en específico se mencionó al PAN, Reyes Ramos aseveró que un abogado guerrerense radicado en la ciudad de México, quien se incorporará a su grupo de abogados, le ha sugerido que puede estar en la competencia, incluso mientras está en un proceso de desafuero.

Detalló que según el abogado, el alcalde puede competir en las elecciones aun estando en proceso y hasta antes de la sentencia, “me dice ‘Willy te da tiempo para competir’, me han hablado algunas personas del PRI, de otros partidos y del PAN, pero he sido prudente, no puedo hablar de aspiración porque estoy en un juicio”.